ABORTO: 7º Plenario de comisiones

3 DE MAYO – TURNO MAÑANA

Durante la reunión, la diputada Brenda Austin le pidió al presidente de la Comisión de Legislación General, Daniel Lipovetzky, que se cumpla con los plazos previstos en el cronograma inicial. El diputado macrista le respondió que esa es la preocupación de los presidentes de las cuatro comisiones que concurren en el plenario y que -si fuera necesario para dictaminar a fines de mayo- podrían llamar a más expositores por fecha, agregar un día a la semana, o suprimir el break.

La diputada Ivana Bianchi indagó sobre la fecha del recinto y Lipovetzky estimó que, al término de las exposiciones, necesitan una semana –dos reuniones- para el debate entre diputados. Ambos coincidieron en que “es un tema para sesión especial”.

La diputada Martínez mencionó al 13 de junio como fecha tentativa y su par Araceli Ferreyra pidió que el 31 de mayo sea la “fecha tope” para las audiencias, aunque tengan que “trabajar el sábado”. Solicitó que al recinto se lleve en la semana siguiente al 10 de junio por más que no sea en la fecha citada.

A continuación, la síntesis de las exposiciones.

Morena Arin (Médica generalista, “Red de profesionales por el derecho a decidir”): Narró que cuando tenía 18 años acompañó a una amiga a abortar y que esa experiencia marcó su profesión. Como médica acompañó en su proceso de aborto a muchas mujeres.  Entre los casos descriptos, mencionó uno en el que la gestante “por error oyó los latidos” de su hijo y desistió.

Alejandro Bulacio (Abogado, Mag en Cs. Políticas): Explicó por qué el embrión es persona y parte de la comunidad política.  Considera que sobre su cuerpo “el individuo es soberano”. “La elección de la mujer es antes de la procreación”.  “La despenalización por razones sociales es una capitulación del estado”. “Los no nacidos no tiene más voz en el debate que la de los propios legisladores”.

Carolina Balderrama (Periodista RedPAR): Habló, entre otras cosas, como militante feminista y bisexual. Disertó sobre el papel de la mujer en los medios. “Sólo el 15% de las notas son firmadas por mujeres”. Aseveró que las periodistas feministas lograron que se escriban de otro modo los temas policiales.

Maria Elena Critto (Socióloga): Evocó los datos oficiales de mortalidad materna y destacó que hay causales con mayor incidencia: causas obstétricas directas (hemorragias, sepsis). Pidió “trabajar sobre todas las causas”. Mencionó los ejemplos de Chile y Uruguay que redujeron la mortalidad materna antes de legalizar.

Alicia Benítez (Médica pediatra): Trabajó 40 años en la Maternidad Sardá, y allí conoció las situaciones extremas. Afirmó que estuvo con madres que murieron por abortos clandestinos y pidió la legalización de la práctica. Aseguró que “el aborto inseguro es la primera causa de muertes materna”. “El aborto legal, seguro y gratuito es garantía de equidad”.

Andrea Dos Santos (Hogar de Niños “El Buen Samaritano): Refirió su vida personal -dijo ser “hija de bastarda”- y la lucha de sus padres por acoger a niños abandonados, junto a los que se crio. Habló de los latinoamericanos mestizos. Dio el ejemplo de Cuba, un país que no crece poblacionalmente y que toma al aborto como un método de regulación de la menstruación. Pidió que se facilite la adopción.

Candelaria Botto (Economía Feminista): En Argentina, expuso, “se realiza casi un aborto por minuto. “Cada 5’ nace un bebé de una adolescente”. “La maternidad penaliza a las mujeres en el mercado laboral”. “La pobreza en Argentina tiene rostro de mujer” y un aborto cuesta “entre 1.000 y 1.500 dólares”. Pidió producción estatal de misoprostol. Contra las evidencias alegó que “hay 3030 muertes por aborto clandestino desde el regreso de la democracia”.

Viviana Duarte de Massot (Psiquiatra): Habló con solvencia de las consecuencias negativas del aborto, esas que afectan a las mujeres, a su entono y a los agentes que intervienen. “Los síntomas del aborto son identificables por todo el personal calificado” y “los más comunes son la ansiedad y el desasosiego”. Hay trastornos emocionales y afectivos, alteraciones conductuales y problemas de relación, explicó. Afirmó que “el cerebro de la mujer registra el embarazo, desde el primer momento, más allá de que sea deseado o no”. Remató pidiendo “legislar a conciencia con los datos de la ciencia”.

Estrella Perramón  (médica imputada por la muerte de Keila Jones): Recordó que “en Chubut tienen formación de profesionales, distribución de misoprostol, y Ley provincial de aborto” y se quejó de que a pesar de todo fue juzgada por la muerte de Keila Jones. “El aborto no puede ser un acto heroico que sólo hagan algunos médicos”. Necesitamos “un marco legal”.

Gabriel Flores (Director de Bioética en la Federación Pentecostal): “Como médico soy provida”. “La vida comienza con la concepción y el aborto es terminar con una persona”, “la embriología lo marca claramente”, refrendó. “Si la Argentina es una nación con valores profundos ¿quién nos impuso esta discusión?” a lo que agregó: “Es una agenda impuesta por grupos poderosos del poder económico que quieren despoblar el país y quedarse con nuestros recursos”.

Ana María Franchi (Centro de Estudios Farmacológicos y Botánicos): Habló del número de abortos voluntarios en el mundo y aseguró que el “aborto legal y accesible” baja la mortalidad materna. Reiteró que “las principales víctimas son las mujeres pobres”. Describió el ejemplo de Rumania. Manifestó que “la despenalización no aumenta el número de abortos” y curiosamente dio el ejemplo de Uruguay.

Doris Lozada (Ginecóloga, San Luis): Dijo que desde hace 20 años hace ecografías prenatales y mostró imágenes del niño en desarrollo. “Los médicos no podemos negar la evidencia”. “Hay tres actores principales en la trama social que hoy nos trajo hasta acá: las mujeres (con sus múltiples problemáticas), los médicos (garantes de la vida), el ser humano en gestación”. Los médicos frente a la embarazada “vemos dos pacientes” y seguimos paso a paso, junto a la madre, el desarrollo del feto.

Alejandra Iriarte (Abogada feminista, Tucumán): “No sólo abortan las mujeres heterosexuales, también las lesbianas y la trans”, dijo, y a partir de ahí habló de los “cuerpos gestantes”, “que se intentan disciplinar”. “Lo que dramatiza al aborto es el estigma”. “Penalizar un procedimiento médico es una práctica discriminatoria”.

Ignacio Ezequiel Alterini (Abogado, UA): “El plexo normativo vigente protege a la persona desde la concepción”. Mencionó los tratados internacionales y recalcó que “la jerarquía constitucional la alcanzan en las condiciones de su vigencia”. “Se es niño desde la concepción” (ley 23.849). “De sancionarse las iniciativas no superarían los test de constitucionalidad”.

Claudia Castro (Activista de “La Fulana” y la FALGBT): Se refirió a las “personas con capacidad de gestar” y mencionó al aborto como “una cuestión de clase social”. Destacó el logro del “matrimonio igualitario” que militó. Sostuvo que “las mujeres que hablan a favor del aborto son sobrevivientes de una historia que terminó bien”. “En los abortos clandestinos te abusan y violan en medio de la anestesia”. “Muchas lesbianas sufren violaciones correctivas en su entorno”.

Marcelo Riera (ex Ministro de Salud de San Luis): “Estar a favor de las dos vidas no es sólo una expresión”. “¿Cuál es la planificación sanitaria a largo plazo? ¿qué enfermedades resignaremos para atender otras?”. “El aborto en nuestro país no es el principal problema sanitario”, destacó, y advirtió que es importante tenerlo presente a la hora de asignar recursos económicos y humanos.

Paula Forteza (diputada de En Marche, el partido que lidera Macron): “Ninguna mujer concurre con alegría al aborto, siempre es un drama”, expresó reiterando las palabras de Simone Veil, impulsora de la primera ley de aborto en Francia (1975). Habló de los incentivos que hoy se dan en Francia para tener un tercer hijo y coligió que pueden convivir “políticas profamilia y probaorto”. Dijo que en Francia se prohibió el Cytotec con el que hacían los abortos, pero van a permitir el uso del misoprostol en dosis más reducidas.

Cecilia Otero (Médica): Repasó las muchas cosas que sobre el inicio de la vida han quedado claras a lo largo del debate. También mencionó como puntos aclarados categóricamente el marco jurídico y el síndrome post aborto.  Resaltó el dialogo bioquímico que se da entre la madre y el hijo, que es “una interacción que comienza en el momento de la concepción”. Contó una experiencia familiar: la mamá se despertaba gritando todas las noches mientras soñaba que nadaba, finalmente descubrió que su abuela había tratado de abortarla, entonces explicó que ese es el “síndrome del sobreviviente”.

Sandra Hoyos (“Campaña por el derecho al aborto”): Elogió las ponencias pro aborto y denostó a los expositores provida. Hizo un remanido discurso sobre el “deseo de gestar” y los “mandatos culturales” y habló de las movilizaciones del movimiento feminista.

Mario Turzi (Defensoría de la Vida Humana): Dijo que el marco jurídico –que en Argentina protege el derecho a la vida- reconoce lo que la ciencia demuestra.  Recordó la esclavitud y la explotación comercial de seres humanos. Acentuó que son principios supremacistas y eliminacioncitas. Destacó que los médicos argentinos, en general, no quieren ser cómplices en la violación de los derechos de la persona por nacer. “No puede haber personas disponibles y personas que puedan disponer de ellas”.

Diego Watkins (Activista Trans de ATTTA): Nació mujer y a los 17 años comenzó a cambiar su aspecto, aunque “conserva su útero y vagina”. Afirmó que “se invisibiliza la capacidad reproductiva de los hombres que pueden quedar embarazados y quieren abortar”. “Los pibes trans también morimos por aborto clandestino”. “Aborto legal para todos, todas y todes”.

Fernando Secin (Urólogo): Habló de estadísticas sobre mortalidad materna. Destacó que el aborto no es la primera causa de muerte materna, según reconoció el propio Ministerio de Salud. Comparó las complicaciones por aborto con el número de camas disponibles. Resaltó las carencias en los hospitales públicos: médicos desbordados, guardia inseguras y falta de sangre, entre otras.

Jimena Néspolo (Escritora feminista): Recibió una “educación cristiana que deconstruyó”. Sin mayores precisiones aseguró que miles de mujeres mueren en abortos clandestinos. Hizo un discurso ideologizado con el que intentó desnudar “alianzas patriarcales”.

_________________________________________

Fuente: NOTIVIDA, Año XVIII, Nº 1092, 3 de mayo de 2018

Editor: Lic. Mónica del Río

Página web: www.notivida.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *